De la comunicación corporativa a la conversación organizacional

La gestión de equipos es uno de los temas que puede traer de cabeza a una organización o una pequeña empresa. Si no se trabaja bien con los distintos elementos que las componen, probablemente los resultados no serán jamás los esperados y el ambiente se irá enrareciendo, lo que redundará en una rotación alta, en una identificación muy baja con el trabajo y con una crisis profunda de comunicación interna y, de forma inevitable, probablemente externa (dependiendo del tamaño de la organización).

Justamente, esta mañana leía un artículo en Harvard Business Review acerca del cambio desde la “comunicación corporativa” a la “conversación organizacional” y de cómo algunos empresarios han modificado el modelo de comunicación interna para fortalecer el liderazgo e involucrar a los recursos humanos -los recursos más valiosos de la organización- con vistas a mejorar el compromiso de los trabajadores y la alineación estratégica de la empresa.

En el artículo, los autores (Boris Groysberg y Michael Slind) establecen 4 pasos para conseguir ese liderazgo basado en el diálogo: 1. Disminuir la brecha entre empleador y trabajadores (optar por vías de comunicación más horizontales y menos verticales); 2. Promover el diálogo de ida y vuelta (la retroalimentación); 3. Implicar a los trabajadores en la tarea de contar la historia de la empresa, es decir, hacerlos partícipes de esa historia otorgándoles la voz adecuada y el espacio para hacerlo; 4. Tener una agenda de comunicación clara, evitando confusiones y mensajes contradictorios, alineándola con los objetivos estratégicos de la organización.

Con esto, hacen un llamado a una nueva etapa dentro del liderazgo. Y dado que los tiempos cambian, también lo hacen las formas de ejercer el liderazgo y de gestionar equipos. Por eso son necesarias nuevas respuestas que no solo ofrezcan una visión distinta a las clásicas escuelas de negocios, sino que utilicen una metodología diferente y aborden el tema desde una perspectiva más lúdica y cercana.

El curso Leadership through Change: Stepping into Other People’s Shoes (*) sigue ese camino, centrando su interés en entender los comportamientos que florecen durante los cambios y enseña cómo desarrollar estrategias para influenciarlos. Tal como dice la autora del curso, Pilar Orti,  “a través de nuestra metodología, te invitamos a ejercitar tu creatividad, esencial para afrontar problemas y ver nuevas soluciones. Te invitamos a ser creativo y te ayudamos a hacer el proceso de cambio más llevadero, dándote consejos para mejorar la comunicación con tu equipo. Todo esto lo hacemos con humor e imaginación“.

La propuesta que nos hace Pilar permite ver cómo usar esos cambios para aprender, cómo comunicarnos mejor con nuestro equipo a un paso adecuado, cómo reducir el miedo que producen  y, sobre todo, entender lo que significa el cambio para nosotros y cómo hacer nuestra transición lo más fácil y productiva posible. Para ello se vale de tres arquetipos que todos, de una forma u otra, hemos conocido en los distintos equipos de trabajo. Yo me reí bastante recordando muchas anécdotas ligadas a ellos.

Es esta una buena forma de comprender el cambio como un paso necesario y adoptar una nueva forma de relación al interior de las organizaciones, movilizando el eje de la comunicación hacia ese deseado espíritu 2.0, caracterizado por la participación y la retroalimentación. Si confiamos en ella hacia el exterior, el primer lugar para ponerla en práctica es en el interior. De la mano de Pilar Orti podremos generar ese cambio desde la comunicación corporativa hacia la conversación organizacional, dando nuevas energías al interior del sistema, y otorgándole voz y valor a todos sus componentes.


(*) Leadership through Change: Stepping into Other People’s Shoes por ahora solamente está disponible en inglés, pero si estás interesado en una versión española, háznoslo saber a través de este enlace. Su autora es Pilar Orti. Directora de Unusual Connections, empresa con base en Londres dedicada a la formación de managers y equipos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *